Sucesos

publicidad
18 de mayo de 2012 • 11:00

Condenado a muerte un adicto a juegos de azar por el asesinato de niños

Confesó que estaba enfadado después de haber perdido sus ahorros participando en apuestas. Además, sentía envidia de sus vecinos, al creer que sus vidas eran mucho mejores que la suya propia.

 

Un adicto a los juegos de azar fue condenado a la pena de muerte por el asesinato de dos niños el año pasado en Beijing, la capital de China.

El Tribunal Popular Intermedio Nº 1 de Beijing también privó a Wen Quan, de 43 años, de sus derechos políticos de por vida, y le ordenó entregar 1,4 millones de yuanes (221.293 dólares) como compensación a las familias de las víctimas.

Según el veredicto de la corte, Wen secuestró a un niño de cinco años y a una niña de seis en el complejo residencial donde vivía, ubicado en el central distrito beijinés de Xicheng, el 21 de mayo de 2011. El hombre asfixió a los dos menores por separado y luego se deshizo de los cuerpos.

Tras su detención, Wen, quien estaba desempleado cuando cometió el crimen, confesó que estaba enfadado después de haber perdido dos millones de yuanes de sus ahorros participando en apuestas en línea. Además, sentía envidia de sus vecinos, al creer que sus vidas eran mucho mejores que la suya propia, y por lo tanto decidió dar muerte a los dos niños vecinos antes de matar a su propio hijo y suicidarse.

De acuerdo con Wen, el mismo día del asesinato volvió a apostar y perdió otros 300.000 yuanes. Después de esto asesinó a los dos niños como lo había planeado. Sin embargo, no fue capaz de matar a su hijo.

Terra Noticias / Xinhua