Noticias
 
 

»

 Un narco y un guardia civil heridos tras una colisión en el Estrecho

24 de febrero de 2009

Según ha informado hoy la Delegación del Gobierno, uno de los tripulantes de la lancha y un cabo primero de la Guardia Civil han tenido que ser atendidos de heridas leves en el hospital civil debido a las heridas que presentaban por el golpe entre las dos embarcaciones.
Los hechos ocurrieron la pasada madrugada, cuando los agentes del Servicio Marítimo Provincial de la Guardia Civil han detenido a los cuatro tripulantes, todos de nacionalidad española, de una embarcación semirrígida a la que interceptaron en aguas de la bahía norte de Ceuta tras una persecución.
Hacia las 3.30 horas, tras un aviso del Servicio Integral de Vigilancia Exterior (SIVE), la patrullera de la Guardia Civil se dirigió a unas cuatro millas al norte de la bocana del puerto de Ceuta para abordar a una lancha que, a alta velocidad, se dirigía hacia la costa peninsular.
Cuando la patrullera tomó contacto visual con la lancha, los agentes distinguieron a través de una cámara térmica sus características y comprobaron que se trataba de una embarcación de las que se suelen transportar grandes cantidades de droga a la península.
La patrullera les lanzó las señales acústicas y luminosas para que se detuvieran, aunque la lancha huyó a toda velocidad hacia el centro del Estrecho.
En el transcurso de la persecución, los tripulantes de la lancha comenzaron a arrojar por la borda una serie de bultos, mientras realizaban maniobras evasivas y en zigzag para evitar su interceptación.
En una de estas maniobras se produjo una pequeña colisión entre ambas embarcaciones, momento que fue aprovechado por uno de los agentes para saltar a la cubierta de la semirrígida e intentar detenerla.
Momentos después, la patrullera consiguió de nuevo situarse al costado de la semirrígida y otros dos agentes saltaron a la cubierta para apoyar al primero que la había abordado y reducir a los cuatro ocupantes de la lancha, que continuaban ofreciendo fuerte resistencia.
En el interior de la lancha interceptada, con capacidad para cargar hasta 2.000 kilos, se intervinieron tres fardos de resina de hachís con un peso aproximado de 30,5 kiloss.
Los cuatro detenidos fueron trasladados por la propia patrullera a Ceuta, con apoyo de otra embarcación para remolcar la lancha.
En la operación han sido detenidos T.A.A., de 27 años, natural y vecino de Ceuta, S.M.G, de 35 años, natural de La Línea de la Concepción y residente en Algeciras (Cádiz), C.R.G., de 33 años, natural de la Línea de la Concepción y residente en Algeciras y J.B.P., de 35 años, natural de La Línea de la Concepción con domicilio en San Roque (Cádiz).
La Guardia Civil continúa rastreando en la bahía norte para la localización de los fardos arrojados al mar desde la lancha neumática.

Terra