Noticias
 
 

»

 González Sinde y la UE defienden la cultura como fuente de riqueza y empleo

29 de marzo de 2010


En el acto de inauguración del Foro Europeo de Industrias Culturales, Ángeles González-Sinde, ha reclamado que la cultura se sitúe 'de manera real' en 'el corazón del proyecto europeo', a la vez que ha insistido en la capacidad de creación de puestos de trabajo de este sector, y ha arremetido contra aquellos que se están enriqueciendo 'sin respetar los derechos' de los creadores.

Este foro, organizado por el ministerio en colaboración con la Cámara de Comercio de Barcelona, es el principal encuentro cultural organizado en el marco de la presidencia Española de la UE, donde está previsto que se presenten las líneas estratégicas del libro Verde sobre industrias culturales y en el que habrá también una reunión informal de los ministros del ramo el próximo miércoles.

González Sinde, que ha abogado por apostar por el talento como un 'recurso inagotable', ha apuntado que el sector se encuentra en una transición, entre la era analógica y digital, que está afectando a todas las etapas del proceso creativo.

'Ni es tiempo de esperar, ni es tiempo de parar, es la hora de la cultura, tenemos que construir todos juntos las soluciones, sin erosionar la confianza y potenciando el diálogo', ha asegurado, y ha advertido que la decisiones que adopte la UE en esta materia condicionarán el futuro de las próximas generaciones.

'Los artistas al crear su obra están generando empleo. Gaudí sigue generando empleo; produce aún más empleo en un sólo día en Barcelona que todos los que desprecian a los creadores', ha añadido.

En este sentido, ha defendido la 'lógica' que vertebrará el modelo español a los accesos a los contenidos en internet, sin citar la disposición final de la ley de Economía Sostenible, que permitirá al ministerio intervenir administrativamente aquellas webs que faciliten las descargas de contenidos culturales de forma ilegal.

'Es la lógica del respeto a los derechos de todos, de los ciudadanos y los creadores, una lógica que sólo pueden temer quienes se están enriqueciendo sin respetar los derechos de los trabajadores culturales', ha añadido la ministra para quien la readaptación del modelo productivo ha de tener 'escala europea, sin dejar a nadie atrás'.

El foro, que precederá a una cita informal de ministros de Cultura de la UE que tendrá lugar el miércoles 31 de marzo en Barcelona, servirá también para que profesionales y las empresas debatan sobre los retos del sector, en una coyuntura marcada por la crisis económica y la piratería, especialmente a través de internet.

La presidenta de la Comisión de Cultura y Educación del Parlamento Europeo, Doris Pack, ha defendido la oportunidad de la cita de Barcelona, y la necesidad de salvaguardar la diversidad y huir del monocultivo cultural.

En este sentido, Pack ha adelantado que las nuevas oficinas diplomáticas de la UE fomentarán la diversidad europea y que la industria cultural es uno de los ejes estratégicos del tratado de Lisboa. 'Tenemos un millón de culturas, no sólo una' ha explicado la presidenta.

Por su parte, la directora general de la comisión de Cultura y Educación de la Comisión Europea, Odile Quintin, ha recordado que la industria cultural representa el 2,6 por ciento del PIB de todos los países de la UE, y que supone un motor de creatividad y la innovación.

El foro, que quiere dar continuidad al congreso internacional de Economía y Cultura, celebrado en Barcelona 2009, se estructura en torno a cinco ejes temáticos: la financiación de las industrias culturales, los profesionales de las industrias culturales, la internacionalización, el desarrollo territorial, y la propiedad intelectual y la gestión de los derechos.

En el acto ha estado también presente el alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, que ha subrayado que la capital catalana ha apostado por el binomio 'cultura y economía', a la vez que ha reconocido el papel integrador y de cohesión que conllevan las actividades culturales.

Terra